El secreto que todo Nethunter debe saber


Cada día pasas horas en LinkedIn y Twitter buscando a tu candidato perfecto.

Tienes muy claro lo que quieres encontrar: keyword, ubicación y “enter” empieza el baile de perfiles.

Sabes cómo es aunque nunca lo hayas visto.

Le googleas, rebuscas por Facebook e Instagram para confirmar tus sospechas.

Y empieza flirteo al más puro “Tienes un email”. Tú Meg Ryan y él Tom Hanks, o viceversa, es cuestión de gustos.

o

¿Y si te digo cuál es el secreto para ser el mejor nethunter?

Conviértete en un copywriter.

o

¿Qué tiene que ver un copywriter con un nethunter?

 

pencilMucho más de lo que te imaginas.

 

Por no decirte que son almas gemelas.

 

Veamos.

 

 

¿Qué caracteriza a un copywriter?

 

  • Son creativos. Siempre trabajando su imaginación para no parar la fábrica de ideas.
  • De escucha fácil, la empatía es su arma más feroz.
  • Muy, muy curiosos. Nunca paran de investigar, se mueven en el 2.0 como pez en el agua.
  • Completamente enfocados a solucionar problemas.

 

¿Te suenan algunas de estas habilidades? Reconócelo, te sientes identificado.

 

  • Eres creativo. Cada día te superas diseñando tu publicación de oferta de empleo.
  • Tienes las antenas de escucha, activas 24 horas al día. No se te escapa ni un nuevo perfil.
  • Empatizar con tus candidatos es vital para comprenderlos.
  • ¿Investigar? Las búsquedas booleanas y LinkedIn Recruiter no son ningún secreto para ti.
  • “Necesito un Fronthend/Backend JAVA Software Engineer para ya” y tú despliegas todas tus armas para encontrarlo. Acaso ¿eso no es ser un solucionador de problemas nato?

 

Por si sigues teniendo dudas, ambos, el copywriter y tú, utilizáis la escritura como medio.

 

El copywriter crea contenidos exquisitos para su blog, hace un email marketing personalizado y su web está enfocada en hacer sentirse escuchado y comprendido a todo cliente ideal que pase por allí.

 

El nethunter diseña publicaciones únicas y atrevidas, adaptadas a la época y a sus posibles candidatos. Cuando los encuentra su método inicial de contacto es escribirles un mensaje personalizado y cautivador. Incluso, ya se habrá comunicado con él a través de foros o redes sociales.

 

En definitiva, ambos tenéis que persuadir con las palabras.

 

 

Sé un copynethunter y atrae al mejor talento

 

Conoce a tu “candidato ideal”

 

La primera máxima del copywriting es definir cuál es su cliente ideal. En tu caso candidato ideal:

 

  • Características demográficas
  • Intereses, sentimientos y motivaciones

 

Completamente accesible a través de la información que te haya facilitado la empresa en cuestión.

 

Ahora empatiza con él:

 

  • ¿Qué le preocupa?
  • ¿Cómo se siente en su trabajo, en su vida personal?
  • ¿Cuáles son sus perspectivas de desarrollo profesional?
  • ¿Y qué hay de sus preocupaciones?
  • ¿Cómo se llevará con su jefe? Y ¿con sus compañeros?

 

Es el momento de sintonizar tus antenas y averiguar todo lo que sepas de él. Por suerte, el mundo 2.0 está de tu lado. Las redes sociales, profesionales o personales, y Google pueden darte mucha información.

 

¿Es más de “¡por fin es viernes!” o irradia alegría los lunes? Quizás sus mensajes puedan ayudarte a descubrir cómo se siente en su actual empleo.

 

Conocer a tu candidato ideal te ayudará a encontrar las palabras para redactar el primer email, el más importante.

o

¿Cuál es tu propuesta de valor?

o

Es posible que el perfil que tú necesitas no esté “libre”. ¿Por qué dejaría su actual trabajo y abandonaría su zona de confort para irse contigo?

o

Porque tú vas a presentarle qué va a ganar haciendo el cambio.

 

Sabes (o intuyes) cuáles son sus inquietudes y perspectivas. Puede ser:

 

  • Reconocimiento
  • Estatus
  • Ganar más dinero
  • Crecer profesionalmente
  • Conciliar su vida laboral y personal
  • Reinventarse
  • Cambiar el mundo

 

Pon tu empatía y tu creatividad a trabajar y conecta emocionalmente con él.

 

Adapta tu tono de voz

 

¿Sabías que si alguien nos genera simpatía estamos más dispuestos a dejarnos convencer?

 

No te digo que seas otra persona, sólo que amoldes tu forma de hablar. Naturalidad y frescura, hablad en el mismo “idioma”.

 

Y el remate final: conseguir que tu candidato responda

 

Olvídate de ti.

 

Olvídate del puestazo que le ofreces y de la súper empresa en la que trabajaría.

 

Lo primero es él.

 

Enfoca tu mensaje en tu candidato. Hazle sentir importante. Recuerda que tiene que dejar su cómoda zona de confort ¿por qué iba a hacerlo por alguien que no le escucha?.

 

Que sepa que te importa porque sabes “todo” sobre él. Después, ten preparada tu propuesta de valor.

 

A partir de aquí, el baile es todo tuyo.

 

dance

 

#YoMeAtrevo

 

Compártelo  
Categorías: Hablemos de Talento

1 comentario

  1. Jorge LanchaNo Gravatar
    19 julio, 2016

    Interesante artículo.
    Opino que el Nethunting no es una profesión, sino mas bien debe ser una cualidad que debe tener cualquier persona que se dedique a la selección de personal, ya que a medida que avanza la tecnología, a la par debe avanzar y “actualizarse” el proceso del reclutamiento. Es decir: “o te mueves, o caducas”.

    Jorge Lancha
    Responsable de Talento en Wesser
    http://www.wesser.es

    Responder

Deja tu comentario

Tu correo electónico no será publicado. Los campos obligatorios estan marcados con un *